Activismo y tecnología para una democracia global

Sesión en el Reina Sofía de Ciudades Democráticas

Texto: Eva Rueda //

La última jornada del evento #CiudadesDemocráticas comenzó con un debate tan interesante como necesario: “Libertad y autonomía tecnológica en la era de la vigilancia digital”. Esta es la gran pregunta respondía el brasileño profesor universitario Sergio Amadeu. “Las tecnologías son ambivalentes; la gente es feliz usándolas pero tenemos que empezar a denunciar los peligros del control de nuestros datos en manos de las grandes compañías. Es muy peligroso el  cruzamiento de los bancos de datos: nuestros datos genéticos con los de facebook con nuestras rentas con lo que sabe google de nosotros. Esto es totalitarismo y tenemos que denunciarlo”.

Los datos son el nuevo petróleo del siglo XXI resumía Genma Galdón, consultora experta en seguridad:“el problema y la  solución es la propia gestión de los datos”. Y añadía: “están ganando mucho dinero con los datos pero no se está generando economía ni riqueza. Estamos creando bases de datos tecnológicas pero no los estamos protegiendo. Es un escándalo que IBM sea el que haga tecnologías de anonimizar”. En palabras de Francesca Bria: “los estados han dejado de invertir en infraestructuras digitales y regular a Google y a Facebook es muy difícil porque gobiernan la red. Tenemos que crear infraestructuras públicas y colectivas”.

Hacktivismo global y Red de Ciudades por el Cambio

#Ciudades Democráticas como espacio tecnopolítico común de autonomía y autoorganización dio voz a destacadas experiencias de activistas por la democracia de Corea, México, Australia, Taiwan y Holanda. Y a los artífices directos de lo que se está haciendo en Amsterdam, Madrid, París, Oviedo, Helsinki, Barcelona y Porto Alegre. “Las ciudades son realmente los motores de cambio para el gobierno abierto” aseguraba Clémence Pène, Directora digital de la Alcaldía de París. Llegar a acuerdos, hacer cosas juntos, nuevas formas de participación digital. Comienza a andar la red de ciudades por el cambio.

La sorpresa llegó por streaming y en tiempo real. Birgitta Jónsdóttir, presidenta del Grupo Parlamentario Pirata de Islandia, despedía así el evento: “Hola Madrid. En este momento de transición, arreglar las cosas depende de nosotros. Si queremos ser el Robin Hood del poder, ser los arquitectos del cambio, es nuestra oportunidad de darle forma al mundo. Somos el futuro”.

Tipo de post
Blog
Laboratorio
Etiquetas
#democracia